DENDROCRONOLOGÍA

Botánica

Prácticas de Laboratorio

Ecología
Fisiología Vegetal

 

 

 

 

Se entiende como dendrocronología a la zonación debida al ritmo de crecimiento de los árboles. Como el crecimiento es discontinuo se observan anillos de crecimiento (depende por ejemplo de la longitud del día, de las condiciones ambientales...). Sí el crecimiento fuera continuo no se distinguirían anillos (el primer factor que produce discontinuidad son los factores ambientales).

La dendrocronología es la disciplina que estudia el fechado y la reconstrucción de eventos (tales como clima, incendios, dinámica de los rodales) a partir de los anillos de crecimiento de los árboles. Ello es posible debido a la relación entre ancho y otras características de los anillos y diversos fenómenos, como por ejemplo, en los años más secos los árboles forman anillos más angostos en su crecimiento. Además a través de la dendrocronología se pueden fechar sitios arqueológicos y obtener datos sobre tasas y patrones de crecimiento de árboles y rodales. Esto es de extrema utilidad para diseñar esquemas silviculturales y de manejo, y para evaluar es estado sanitario de los rodales, así como para aumentar la información en cuanto a aspectos fenotípicos de los árboles en programas de mejoramiento genético.

Otra aplicación de la construcción de cronologías de ancho de anillos está orientada al área de conservación de especies protegidas y al peritaje en casos de litigios por corta de árboles, pudiendo determinar de forma exacta y rápida, el año y la estación en que el árbol fue cortado.

La edad aproximada de un árbol se puede establecer contando los anillos de crecimiento en la parte baja del tronco. Por otra parte pueden compararse los modelos de anillos anchos y delgados entre los árboles para restablecer el año exacto en que se formaron los anillos.

En climas templados, los árboles crecen a razón de un anillo anual. Los árboles de la misma especie que crecen en la misma localidad tienden a tener similares patrones de crecimiento. Esto permite asociarlos en una secuencia continua y prolongada, siendo posible así establecer grandes cronologías, que en ocasiones se remontan unos 11.000 años antes del presente. Cuando se encuentra un tronco antiguo de la misma especie puede ser datado a partir de estas "secuencias maestras". Se puede así, obtener una datación absoluta, comparando la madera conservada con la secuencia directora.

Estos ciclos de crecimientos pueden verse claramente en un corte transversal del tronco: los anillos no tienen todos el mismo grosor, se tornan más estrechos a medida que aumenta la edad del árbol y principalmente su grosor varía acorde a las fluctuaciones climáticas a las que el árbol se ve sometido.

La dendrocronología tiene dos usos para los arqueólogos: como medio de calibración y corrección de fechados radiocarbónicos y como método de datación absoluta independiente.

Esta técnica presenta dos limitaciones: solo es aplicable a árboles de regiones donde los marcados contrastes estacionales producen el crecimiento anual de los anillos bien definidos; y requieren la presencia de una serie directora que se remonte muchos años atrás.